Capital
24 abril 2015

Los policías encubiertos balacearon y dejaron 3 heridos: 28 de Octubre

share
by García R - 0 Comments
Los policías encubiertos balacearon y dejaron 3 heridos: 28 de Octubre

Los comerciantes del mercado Ignacio Zaragoza que aglutina a agremiados de la Unión Popular de Vendedores Ambulantes (UPVA) 28 de Octubre denunciaron que el gobierno del estado de Puebla usó a policías para balacear los locales del centro de abasto para generar “terror e intimidarlos” para que frenen su lucha social.

Entre 40 y 50 encapuchados con pantalones negros de vestir –semejante al que usan los uniformados-, ingresaron al inmueble efectuando disparos sobre los comercios, lo que generó que los vendedores junto con sus hijos salieran de sus puntos de ventas para resguardar su integridad.

Al filo de las 17 horas, precisaron, los “grupos de pandilleros” se robaron el dinero de las cajas de los comercios de comida y un par de cajas películas así como discos compactos grabados sin el permiso de Copy Right.

Así, señalaron que no hubo un operativo en contra de la piratería, debido a que la balacera fue primero y minutos más tarde cuatro decenas de patrullas cercó al mercado desde la zona de Loreto hasta el Estadio del Puebla FC, para “hacer una inspección”.

Estábamos vendiendo como es costumbre y cuando suenan los disparos, los niños lloraron tan fuerte, de miedo que todos se echaron a correr para refugiarse. Vimos que eran pandilleros, un grupo de hombres intentó seguirlos pero ya se habían ido, luego llegó la policía. Por eso decimos que esto no fue un operativo, sino una acción para meternos miedo, odiamos al gobernador por todo el terror que quiere causar”, dijo una de las locatarias.

La mujer relató que una de sus compañeras recibió de los jaloneos de los pandilleros una cortadura en los labios, lesiones severas en rodilla de un varón y otro más que fue enviado al hospital por las lesiones físicas.

Los comerciantes señalaron que “fue sospechoso que los agresores” al inmueble, ubicado en la calzada Zaragoza, llevaban macanas y hasta gorras de la policía estatal, pero que no portaban ninguna camisa institucional, pero que su pantalón los evidenciaba.

Al finalizar el ataque, se percataron que las balas eran de 9 milímetros, la cual destrozó la unidad de uno de los vendedores: “Nos están poniendo en riesgo nuestra vida, nos quieren meter a la cárcel, este gobierno no se va a detener hasta vernos en el exterminio”.

En protesta, se prevé que mañana se bloqueen los accesos de la calzada Zaragoza y se repartirán folletos y cartas informativos en las que relatarán las acciones intimidatorias contra la organización, además de los desalojos violentos en otros puntos de la capital.

García R

24516 posts | 82 comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *