Columnistas
23 febrero 2016

Causa y Efecto. Por José Antonio de la Vega Moreno

share
by García R - 0 Comments
Causa y Efecto. Por José Antonio de la Vega Moreno

Ahora si, en igualdad de circunstancias.          

            Tanto Blanca Alcalá Ruiz como Antonio Gali Fayad han dejado sus respectivos cargos y se dedicarán de lleno a buscar que la fortuna electoral les pueda sonreír el próximo 5 de junio.

            Una vez que la senadora presentara su licencia al pleno y el edil al cabildo, se empatan las cosas y ahora si, en igualdad de circunstancias, sin cargos públicos de por medio, comenzarán de forma paralela la competencia rumbo a la mini gubernatura.

            De todos es sabido que el 2016 es la puerta al 2018 en donde se irá por la madre de todas las batallas electorales, porque habrá cargos públicos a disputarse desde una regiduría hasta la presidencia de la República.

            Blanca será ungida de manera oficial el próximo 28 de febrero. En su discurso dado ayer a las afueras de las instalaciones de las emblemáticas oficinas del PRI en la 5 Poniente, en pleno centro histórico, dijo, “Puebla no es tan solo obras, moles de concreto, Puebla, es su gente” y continuó, “Ya basta de imposiciones, Puebla tiene que volver hacer de los poblanos”.

            El pasado domingo, Blanca Alcalá Ruiz, presentó su registro ante la Comisión de Procesos Internos de su partido, se hizo acompañar por el Senador de la República y su ex compañero de bancada, Emilio Gamboa Patrón, Ivonne Ortega, así como Enrique Doger Guerrero, Javier López Zavala y Alberto Jiménez Merino, tres de los empujaban fuerte para la candidatura.

            Gali que siempre se supo que sería el candidato del Partido Acción Nacional, tendrá a cuestas que lidear con los verdaderos panistas, los yunquistas, quienes fueron los que le hicieron tropezar en la elección de 2015 donde perdió tres de los cuatro distritos electorales en la capital, ciudad que gobernaba. Es decir, nada más y nada menos que el 75 por ciento del territorio poblano.

            El ahora presidente municipal con licencia indefinida, Antonio Gali Fayad, ya con registro, sabe que uno de sus más grandes obstáculos, como lo fuera durante dos años que detentó el municipio, se llama, Rafael Moreno Valle.

            En fin, ahora sí, Blanca y Antonio están en igualdad de circunstancias, nadie mantiene el cargo que ostentaban y la carrera comenzará hacer pareja. La mini gubernatura está a la vista.

            Los priistas dejarán atrás la simulación política. Los panistas y yunquistas operarán a favor de un neo panista.

            Al tiempo.

 

García R

23514 posts | 77 comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *