Columnistas
08 junio 2020

Como Veo doy .Por Tomás de los Santos H

share
by García R - 0 Comments
Como Veo doy .Por Tomás de los Santos H

Pandemia dentro de la Pandemia

Es lamentable ver, oír y leer a través de los diversos medios informativos como la delincuencia va dominando poco a poco a la sociedad en general; sí, claro, no lo eche en saco roto, pero aprovechando la pandemia del COVID-19, los amantes de lo ajeno, los vándalos y violadores han hecho de las suyas, nada más haga memoria y se dará cuenta de los asaltos a mano armada, robos, malandrines que cobran derecho de piso a los comercios y a los que llegan a estacionar su vehículo en las calles, crímenes y feminicidios, entre otros, han aumentado en estas diez semanas en el estado de Puebla, sí, Puebla se paralizó, la gente no salió por temor a tener que infectarse -aquí fue donde la violencia se desató-.

Hoy vivimos una Pandemia de Horror y Miedo dentro de la Pandemia Sanitaria; le comento que nuestra entidad federativa ocupa el vergonzoso tercer lugar en feminicidios. Las madres y familias enteras están llorando y sufriendo por la desaparición de sus hijas, hermanas u/o esposas ¿y las autoridades? No hacen nada por combatir la delincuencia, lea lo que dicen los rotativos en sus encabezados, da dolor ver tanto asesinato y robos en varios municipios como la junta auxiliar de San Antonio Mihuacán, perteneciente a Coronango, Atoyatempan, Amozoc, Huejotzingo y la capital del estado; le recuerdo: En el estado de México el Notario Horacio N, titular de la Notaría 102, discutió con su esposa, la sacó de la casa, la golpeó y la arrastró, el “flamante” Notario no la dejaba entrar a su hogar, jamás le importaron los ruegos de la mujer maltratada, ni la mirada morbosa de los transeúntes.

No trato de culpar a los gobiernos en turno, pero los que hoy nos representan -MORENA-, si saben y conocen las cifras de feminicidios y violencia en contra de las mujeres, pero no lo dicen, ellos saben que en estos meses de la época de pandemia, el número de casos de delincuencia se fue casi al doble. Sin embargo, nos tienen asustados con lo del COVID-19, nos dicen unas cifras un día y al otro nos las cambian, nos dicen que ya vamos de salida y más tarde nos manifiestan que todavía no; esas mentiras que nos vienen diciendo empezaron desde que asumieron el mando y no hay poder humano ni periodista que les diga, señores gobernantes ¡Ya basta de mentiras!

Señor Presidente y señor Gobernador ustedes sabían cuál era la real situación del país y del Estado, su obligación es sacarlo adelante no estar culpando a sus anteriores, ustedes ofrecieron un cambio, un cambio que los mexicanos esperamos con hechos y verdades, no un cambio de mentiras; Señor López Obrador usted juró y perjuró que durante 18 años que recorrió todo el país, logró encontrar todas las soluciones para los mexicanos, hoy solo tiene excusas, ya no siga insultando, culpando y amenazando a sus antecesores diciendo que los va a investigar, ¿por qué no dice lo mismo de los narcos, por qué tiene que solaparlos? No señor Presidente no nos diga que los pobres solo necesitamos riqueza espiritual y tener un par de zapatos; tampoco nos haga creer que no debemos comer cosas exóticas, caras, extravagantes… como se los pidió a los amigos de Campeche, que deben recuperar la comida tradicional, el arroz, el frijol y el maíz; para esté tunde teclas eso es caer en el comunismo. Señor López si va a predicar con el evangelio, ponga usted el ejemplo, México quiere un gobierno más justo, le recuerdo que una mala gestión, mantendría los problemas del país y esto crearía un retroceso social. Usted en campaña dijo: “Se puede engañar al pueblo parte del tiempo, pero no se puede engañar a todo el pueblo todo el tiempo”. ¿Qué pasa con esa cita de Abraham Lincoln, ya se le olvido?   

Gran parte del pueblo de México ya no tiene recursos económicos, muchos mexicanos se quedaron sin trabajo, no hay liquidez para pagar renta, agua, luz, etc., y todavía vemos con resentimiento como el jefe del poder ejecutivo federal premia la corrupción, claro, por supuesto. ¿Es o no un premio el incremento del cobro de energía al doble y en algunos casos hasta el triple, por la venta de ventiladores del hijo del licenciado Bartlett? cuando en otros países se les condonaron estos pagos. Las despensas que están repartiendo los gobiernos no les llegan a todos, sólo se las dan a quienes votaron por MORENA, sus seguidores los tienen detectados, a quienes no comulgan con la 4ª T, ni siquiera los llaman para darles sus diminutos paquetes de despensa que no tienen “frijol con gorgojo”.

Amigo lector: ¿Es éste el gobierno que usted quería? Juzgue usted: En gira de trabajo por Campeche le dijeron al presidente que el feminicidio está a todo lo que da en esa entidad, que no hay investigación, le subrayaron hay tres reporteros asesinados, dos reporteros están huyendo, la situación es sumamente alarmante, hay cada vez más pobreza, más narcotráfico, cada vez hay más armas circulando, la industria restaurantera está castigada. “Es decir, estamos viviendo una situación sumamente grave, aquí todos responsabilizan a su gobierno por una lacerante corrupción. No nos venga a decir lo que no es, dígale a su gente que investigue cuál es la situación del país, vemos que usted está manejando tanto optimismo en lo que dice, cuando nosotros estamos en una situación de urgencia”; palabras más, palabras menos, así fue el recibimiento al Presidente Andrés Manuel López Obrador. Pero hay más… lea lo que muchos callan:

Dice el dicho y dice bien “nadie es profeta en su tierra”, el primer mandatario jamás pensó que esto le dijeran en la tierra que lo vio nacer; aquí la cita: al arribar al estado de Tabasco este fue su recibimiento: “bájate como lo hacías antes, estás en tu pueblo, bájate no seas cobarde, bájate te faltan huevos… así está entrando el presidente a su pueblo, con sus paisanos, así está entrando -blindado completamente-, engañando nuevamente al pueblo, es un mal agradecido; López Obrador bájate, queremos justicia… sabía que le íbamos a pedir justicia y cárcel para Núñez, así entra el “mesías” a su estado completamente blindado… no le tengas miedo a Tabasco”; de pronto una mujer enardecida le dice a otra fémina ya para que gritas si ya pasó… y al pueblo de Tabasco se la mete doblada, dijo la mujer enardecida. ¿Así o más claro el descontento del pueblo hacía el Presidente de México?

Para terminar mis comentarios, sólo quiero decirles amigos lectores y políticos de todos los colores e ideologías partidistas, emulando al señor López cuando dijo “cuidado con el tigre que puede despertar”, hoy les digo cuidado con el pueblo que ya despertó, aguas con un pueblo enardecido, con un pueblo con hambre; una vez que entremos a la hambruna se va a desatar un alto índice de saqueos y muertes, en otras palabras aguas con la rapiña, el hombre va a robar, asaltar y matar por hambre, esto es cíclico y nada tiene que ver el COVID-19. Espero equivocarme, de no ser así, en unos seis meses o antes estaríamos sufriendo la pandemia más terrible. Ahora si le queda claro el título de mi columna: Pandemia dentro de la Pandemia. Seguiré informando.

García R

22885 posts | 71 comments

Comments are closed.